Negociación de la deuda – En el Consejo de las Américas, Alberto Fernández les pidió a los bonistas: “Ayuden a la Argentina a salir de esta postración”.

El Presidente les advirtió a los acreedores externos que el país “no puede pagar más”. En el Council of the Americas también habló sobre el futuro de la economía y aclaró que no cree en planes económicos sino en objetivos.

Fuente: Clarin 21.07.2020

Alberto Fernández Council of the Americas

En medio de la pandemia, para el Presidente Fernandez, no seria la unica preocupacion salvaguardar a sus gobernados del covid que afecta al mundo, sino tambien debe preocuparse por la situacion economica que atraviesa el pais.

El presidente Alberto Fernández​ habló este martes en el Council of the Americas, donde advirtió que la Argentina «necesita inversión, producción, trabajo y desarrollo», volvió a cuestionar la herencia económica que recibió del gobierno de Cambiemos y le dijo a los acreedores externos que el país «no» puede mejorar su oferta para reestructurar la deuda.

«Necesitamos comprensión de todos. Pueden acusarnos de muchas cosas, pero no de no haber sostenido el diálogo y de no haber hecho un esfuerzo enorme para encontrar una solución. Y no tengan ninguna duda de que haremos todo el esfuerzo que podamos, pero créanme también que esto es lo que podemos, no podemos más que esto, no es un capricho, es sensatez«, agregó.​

El Jefe de Estado aprovechó el evento para enviarle ese mensaje a los representantes de los principales grupos de acreedores externos con los que el ministro de Economía, Martín Guzmán, lleva adelante las gestiones para reestructurar compromisos por alrededor de 65.000 millones de dólares.

«Yo confío mucho que los acreedores entiendan que estamos haciendo un enorme esfuerzo haciendo la oferta que hicimos y que es lo último que podemos hacer. Y les pido que, por favor, ayuden a la Argentina a salir de esta postración y empecemos a mirar en el futuro», remarcó.

En su exposición, reiteró que «es central el sentido de sostenibilidad» porque, indicó, «eso quiere decir que tenemos que lograr que la Argentina se desarrolle y que la deuda que debemos pagar sea coherente con el nivel de desarrollo que tenemos».

Seguido, el presidente Fernández aclaró que «no está para pelear con nadie», sino que su voluntad es «resolver el problema en términos sensatos».

Por otra parte, el primer mandatario describió cuál fue el escenario económico que recibió cuando llegó al poder el pasado 10 de diciembre.  

«Recibimos un gobierno con muchísimas dificultades, en una situación muy compleja. La Argentina enfrentaba un 36% de pobreza, había un nivel de endeudamiento que casi representaba el 100% del PIB, en una Argentina absolutamente estancada, con una inflación que en el 2019 superó los 50 puntos», advirtió.

Además, aseguró que ahora «lo que más necesita la Argentina es inversión, producción, trabajo y desarrollo». Fernández, dijo que ahora el objetivo de su Gobierno es «sacar al país del default», aunque advirtió que «es imposible pedirle a un país que tiene el 40 por ciento de pobreza que haga un esfuerzo más».

«Yo creo que podemos hacer un cambio en la Argentina como en muchos años no se hizo y la razón de poder hacerlo es el estado en el que nos dejó la pandemia, que nos enseñó algo que los argentinos hacía muchísimos años no practicábamos: la unidad«, aseguró.

El rumbo económico

«Para superar la pobreza lo que hace falta es la inversión que produce, da trabajo y permite el desarrollo. Muchas veces me preguntan cuál es el plan y yo digo que los planes que la Argentina ha tenido en los últimos años han sido todos un fracaso. Dos planes presentó el Gobierno de Macri y terminaron naufragando», planteó.

Luego, dijo que su estrategia consiste en fijarse objetivos y que todo lo que se haga permita cumplir esos objetivos. «La Argentina tiene un problema de deuda, lo que tenemos que hacer es desendeudarnos», evaluó. 

«Y para poder desendeudarnos y poder pagar, lo que tenemos que hacer es acumular reservas. Y para acumular reservas, lo que tenemos que hacer es exporta, porque no hay otra forma de que ingresen dólares», desarrolló. 

Agregó que «para poder hacer eso tenemos que tener una divisas competitiva, un precio del dólar competitivo que nos permita vender y entrar al mundo».

El Jefe de Estado aseguró que un último objetivo es lograr el equilibrio fiscal. «Sé que estoy diciendo esto en un momento donde la Argentina tiene que hacer una gran inversión fiscal, como todo el mundo, para sacar de la postración en la que la pandemia dejó a la economía», aclaró. 

Sin embargo, prometió: «El objetivo no es vivir con déficit, es superarlo y habrá que trabajar para eso, pero no es este el momento».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *